Business InsightsINDUSTRIA Y FABRICACIÓNOperaciones
tecnología y producción avanzada
6 marzo, 2015

¿Serán las nuevas tecnologías de la información la respuesta a los retos de la producción avanzada?

En la última década se ha prodigado el concepto de Producción o Fabricación Avanzada, entendiendo como tal el conjunto de actuaciones desarrolladas para ofrecer productos diferenciales, o para fabricarlos de manera distinta, como lo definía ya la revista “Estrategia nº000003” en 2013. En estos momentos, y de acuerdo a los datos de AFM  (Asociación Española de Fabricantes de Máquinas, herramientas y tecnologías avanzadas de fabricación),  España es el primer mercado de exportación por segundo año consecutivo. De hecho, a pesar de sufrir cierto retroceso en pedidos desde el exterior, el sector se está viendo impulsado por el crecimiento de la demanda interna, pero se enfrenta, en ambos casos, a grandes retos, muy relacionados con la innovación y el I+D.

Asimismo, la fabricación y producción avanzadas son consideradas claves para la mejora de la competitividad de la Industria española y sus subsectores. Por todo ello, cumplir con los retos que plantea el futuro es decisivo también para ellos, y por lo tanto, para una parte importante de la Economía nacional. Identificar esos retos, y plantear respuestas es un imperativo para su supervivencia. Y hacerlo desde la tecnología puede ser la opción más adecuada, pero veamos cómo y por qué.

Algunos de los retos de la Producción Avanzada , como ya han planteado expertos como Beatriz Tejedor, de B+I Strategy, son:

  • Comprender y afrontar el impacto de las nuevas tecnologías en los productos y procesos de fabricación. Para ello será necesario aumentar la inversión en I+D e incorporar la información obtenida a través de la investigación, a la estrategia de negocio;
  • Conocer mejor al cliente o los clientes, es decir, todos los eslabones de la cadena hasta el consumidor final, para elaborar estrategias centradas en él, adaptadas y adaptables a sus necesidades. Esto requerirá armarse con medios de captación y análisis de datos, y al mismo tiempo, herramientas que procesen esa información para convertirla en valor, al verse reflejada en segmentaciones y productos personalizados. También exigirá hacer el camino al revés, en el sentido de ofrecer servicios integrales a los clientes, pero siempre desde su particularidad;
  • Optimizar todos estos procesos, pero a la par, los costes y plazos de producción exigirá también un conocimiento muy detallado de los mismos, para su control y gestión. De nuevo, será necesario el uso de herramientas de información avanzadas;
  • La especialización y la deslocalización de la producción irán avanzando cada día, como formas de mejorar la calidad y abaratar los costes. Como respuesta, será imprescindible contar con herramientas para la toma de decisiones sobre cada eslabón del proceso de fabricación, producción y comercialización, y por lo tanto, sistemas de información que agilicen este tipo de gestiones;

En conclusión, el futuro de la industria de fabricación y producción pasa, de forma ineludible, por la inversión en tecnologías de la información y en I+D, ya que son herramientas claves para aportar valor añadido y por lo tanto mejorar la necesaria competitividad. Claro, que esto plantea otro asunto: ¿estamos dispuestos a realizarla?

Sobre el autor

El equipo de comunicación del departamento de marketing de Prodware

0 comentarios

No hay ningún comentario todavía

Se el primero en comentar Click aquí

Operaciones
 
El día de los enamorados es una fecha marcada en el...
 
Los servicios de mantenimiento y atención al cliente con equipos desplazados,...
 
La transformación digital de la industria está revolucionando los procesos de...
 
La progresiva modernización de los procesos industriales exige a las empresas...
 
El desarrollo tecnológico genera cada vez más expectativas en el consumidor....
 
Para las empresas de industria y fabricación, que dedican parte de...